Lacadores en el Museo de Artes Decorativas. El Urushi.

Angelicales criaturas que nos siguen  con esforzado ánimo a través de todos los vericuetos que damos – y que daremos- :

Estos dos puntos han quedado magníficos…

Les presentamos aquí mismamente y como quien no quiere la cosa el número treinta de Alenarte Revista.

Oigan, digo yo, decimos nosotros que ya son numeritos, que el asunto va para largo y que miren ustedes por donde va a ser que no nos cansamos. Esperamos que ustedes de nosotros tampoco. Porque si se cansan…ah, si se cansan tendremos que empezar a inventarnos más cosas y les juramos por Snoopy que las “garambainas” que aparecen en nuestra declaración de intenciones de la portada son muchas garambainas para encima exprimirnos la cabeza como si fuera un limón.

O sea, que háganme-nos el favor de no cansarse.

Lo voy a decir aquí porque si no lo decimos aquí a ver dónde lo decimos: que Alenarte I tiene más de cien mil lectores, y que estamos muy contentos de ver cómo sigue creciendo.

Pero esta segunda etapa que hemos iniciado lleva más de diez mil, y eso no está pero que nada mal. Digo yo, y dicen los redactores/as. Por cierto, que no lo decimos nunca:

Me encargan que les cuente que les agradecen mucho, con todo su corazón, emocionados y hasta algo líricos los comentarios que les hacen, las lecturas de sus escritos y la atención que les dispensan. Es norma de Alenarte Revista que los integrantes habituales de la misma no respondan a comentarios, pero de verdad que nos ponemos de pie y les aplaudimos cuando nos llega uno.

Y ahora si me siguen, de momento nos vamos a ver una exposición…

Ah, por cierto:

Vayan a Alenarte I. Hay un especial magnífico, y es el inaugurador de la especialización de Alenarte I. En adelante allí tendremos nuestros Cuadernos Alenarte. Pero de eso ya les hablaremos…

 

 

La Belleza del Urushi en el MNAC.

El Museo Nacional de Artes Decorativas, nos hace llegar este dossier  de prensa, sobre su exposición La Belleza del Urushi, que muy gustosamente publicamos, ya que merece mucho la pena.

 

Acompañamos el documento con varias imágenes proporcionadas por la misma fuente, que ilustran lo que es la exposición.

La asociación japonesa de lacadores Nihon Shikko Kyokai, con la colaboración de la asociación catalana Urushi 21, presenta una selección de sus obras en el Museo Nacional de Artes Decorativas, bajo el título “La belleza del Urushi”.

 

     La asociación Nihon Shikko Kyokai agrupa a los artesanos japoneses que aún dominan el lacado de objetos y muebles según las técnicas tradicionales. “Urushi” es el nombre de un tipo de laca y, por extensión, también el que reciben la técnica y los objetos con ella producidos. Su brillo, calidez y calidad son muy apreciados desde antiguo.

 

     La laca urushi se obtiene a partir del Uriosol, una resina que se extrae del árbol Rhus Vernicifera, originario del sudeste asiático. La recolección empieza en el mes de junio y acaba en noviembre; una vez recogida la resina sufre un proceso de recalentado y refinado para extraer la humedad y las impurezas. Este proceso antiguamente era manual pero ahora ya se hace mecánicamente.

  ( Manzanas. Fuki Yanagishi. Laca seca con maki-e)

 

 

 

 

 

 

 

 

     Del conjunto de las lacas naturales, la laca urushi es la más apreciada por sus características tanto técnicas como estéticas: adherencia, impermeabilidad, dureza, belleza, calidez… Las excelentes cualidades de la laca urushi contribuyen a la buena conservación de las piezas realizadas con esta técnica, existiendo hallazgos arqueológicos en perfecto estado de más de tres mil años de antigüedad. Son piezas, a la vez, de gran versatilidad que se ofrecen a múltiples usos.

 

     Respecto a las técnicas decorativas de lacado, éstas van apareciendo a lo largo del tiempo, aplicándose en las capas finales o intermedias, bien mediante la técnica del lacado en oro, lacado con o sin pigmentos o lacado con incrustaciones, pudiendo algunas de éstas presentar cierto relieve.

   ( Baile Colectivo. Yoshiaki Taguchi. Laca seca y raden)

Las obras que se exponen están producidas en los últimos años, y en ellas se mezcla la influencia de la tradición con una lógica evolución de los estilos.   

  

    Las piezas expuestas fueron elegidas para la muestra anual celebrada en el mes de marzo en el palacio de Nihonshikkou Kyoukai, en Japón y han podido contemplarse también en Barcelona, en la sede de Artesania Catalunya, dependiente de la Generalitat.  

 

Esta exposición tiene el objeto de unir dos culturas tan diferentes como la japonesa y la española, proporcionando una muestra de la disciplina de la laca con creaciones actuales de lacadores tanto japoneses como españoles.

 ( Plegaria en la Isla de Artemisa. Takashi Maruyama)                   ( Carnaval. Naondo Nakamura)           

   

         

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ficha de la exposición:

Título: La Belleza del Urushi.

Sede: Museo Nacional de Artes Decorativas (C/ Montalbán, 12  Madrid).

Inauguración: 12 de junio a las 19,30h.

Fechas: del 13 de junio al 27 de julio del 2008.

Organización: Asociación de lacadores Nihon Shikko  Kyokai, con el apoyo de la Embajada del Japón y la asociación Uruhi 21, en colaboración con el Museo Nacional de Artes Decorativas (dependiente del Ministerio de Cultura).

 

Actividades complementarias:

     Al hilo de esta exposición, se han organizado las siguientes actividades:

 

Conferencia “La laca en Oriente y Occidente a través de la Historia” impartida por Mª Rosa y Anna Cervelló, lacadoras. Miércoles 18 de junio a las 19’00 horas. Museo Nacional de Artes Decorativas (C/ Montalbán, 12. Madrid).         

 

Curso teórico-práctico de iniciación a la restauración de laca japonesa, impartido por las profesoras  Mª Rosa y Anna Cervelló durante los días 19, 20 y 21 de junio en la trastienda de Coronado, inscripciones en Coronado (91 533 34 46).

 ( Susurro. Shouzan Mitsuhashi. Grabado)