Actualidad Cultural: Ana María Matute y Oscar Liera

Bienvenidos sean todos al primer número de este 2010 que estrenamos.

Como habrán visto si han venido estos últimos días por aquí, salimos con cierto retraso. Les pedimos excusas, disculpas y mil perdones. Faltaría más. Ustedes saben…las fiestas, los despistes, los días que se complican, las salidas a algunas cosas…y sinceramente, de ello no tiene la culpa ni uno solo de los redactores/as de esta Revista, sino la dirección, que fue la que se retrasó, se entretuvo y se perdió un poco en otras actividades.

Pero ya estamos aquí con el número 57 de Alenarte Revista, y viene cargadito. Y añadir que es un privilegio que venga cargadito no es exagerar, porque eso indica que cada vez más nos envían ustedes textos y creaciones por si interesa publicarlas, noticias de libros y exposiciones por si vienen a punto, etc. Eso nos llena de orgullo, ya que quiere significar que ustedes confían en esta Revista para la difusión de sus producciones. En unos días, además, esperamos poder anunciarles una dirección postal para aquellos que deseen hacernos llegar sus envíos si se trata de envíos de revistas y/o libros, manuscritos o inéditos que ustedes quieran que se valoren para su posible reseña o publicación. Mientras eso llega, pueden escribir como siempre a alenartedifusion@gmail.com y nos pondremos en contacto.

 

 

 

 

Igual que nos llena de orgullo haber subido un peldaño en esa tremebunda escala que es el page rank de una página, y que, aunque sea un peldaño indica que nos leen aún más y nos enlazan también más.

Iniciamos el año con cerca de doscientos mil lectores/as, que ya son lectores, y con el ánimo de seguir mereciendo su atención.

Así que dispónganse a un viaje cultural y artístico simplemente con ir leyendo, sin moverse de casa y además, gratis.

Que en ese camino sigamos este 2010 y ustedes nos acompañen es nuestro objetivo.

De momento les invitamos a una conferencia y al teatro.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ciclo de Conferencias Autobiografía Intelectual: Ana María Matute y Juana Salabert.

El ciclo de conferencias que con el nombre genérico Autobiografía Intelectual se inicia en la Fundación Juan March este doce de enero, lo inaugura la escritora Ana María Matute, en conversación con Juana Salabert.

Ana María Matute nacida en  Barcelona en 1926, es autora de una obra tan extensa como variada, poseedora de registros distintos y de distintas voces narrativas que, le dan profundidad no solo a sus libros sino a su palabra, a su memoria. Desde su novela Los hijos muertos, que inaugura en 1958 una visión del tiempo incivil de la posguerra, hasta Paraíso Inhabitado, su última obra en la que también narrativizando la grisura de la existencia aprovecha para instaurar definitivamente el concepto de lo mágico como argumento narrativo, experiencia que ya dio carta de naturaleza a su Olvidado Rey Gudú, la autora ha dejado en su trayecto algo muy actual, muy vivo, muy necesario: la imperiosa necesidad de saber qué fuimos, y qué quisimos ser. La necesidad de memoria.

 

 

 

 

Por ello, esta serie de conferencias, no podían emplazar a la autora con mejor titulo: autobiografía intelectual.

 

 

Juana Salabert, en su artículo Esplendor y Hechizamiento, dice de la escritora:

 Una lectura atenta de las novelas, cuentos y relatos de todo tipo de esta extraordinaria fabuladora que ya de niña jugaba a colmar la vida en los márgenes y “al margen” de sus cuadernos rayados, revela una fundamental simbología unitaria (el anverso y el reverso, la luz y la oscuridad, la memoria y el olvido, el suelo y el cielo, la infancia como paraíso más arrebatado que perdido), un juego permanente y muy baudelairiano de correspondencias que abarcan décadas de escritura bajo el moderno e imposible, pero insoslayablemente catártico, signo de la videncia que evidencia lo oscuro, remoto y secreto… Aquello a lo que Freud llamó Familienroman, es decir el cuento que cada cual urde, trama, en su inconsciente infantil, para explicarse su estar en mitad del mundo de “los otros”. Dijo Onetti una vez que “hay mujeres que nunca terminan de matar a la muchacha que llevan dentro”. Bien, pues Ana María Matute jamás empezó a hacerlo. Y por eso mismo no es únicamente una grandísima escritora… es también es una persona maravillosa.”

 

 

 

 

Se presenta Oscar Liera en Madrid: Dulces Compañías.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 Bajo la dirección de Lidio Sánchez Caro y Laury Leite, la compañía  Artistas y Punto, creada en 1993, presenta en Madrid,  Del 15 al 31 de enero, Dulces compañías, de Óscar Liera, nacido Jesús Óscar Cabanillas Flores, uno de los dramaturgos mexicanos más relevantes de las últimas décadas; nacido en 1946 y fallecido en 1990. Esta obra fue premio Juan Ruiz de Alarcón en 1988.

 

 Las representaciones tendrán lugar en el Teatro Liberarte (c/ Francisca Conde, 7) los viernes y sábados a las 21 horas, y los domingos a las 20 horas.

 

Tres personajes solitarios y un apartamento en una gran urbe: la maestría dramatúrgica de Óscar Liera requirió pocos elementos para componer una provocadora historia sobre la incomunicación en nuestras ciudades. La obra nos habla de la soledad, de los momentos en que buscamos afecto, alguien con quién tomar un café o simplemente compartir anécdotas. A la vez, indaga en las tensiones provocadas por el aislamiento social; el rechazo en ocasiones involuntario de aquéllos otros que, por alguna razón, no obtienen reconocimiento aunque formen parte de nuestro día a día. Una visión inquietante sobre el silencio en el que se construye la marginación y el fondo de violencia que ésta encubre.