Gavin Turk en España y la Casa de los Cuentos de Hadas.

Traemos a Referencias un proyecto doble protagonizado por el artista creativo Gavin Turk, que nos ha parecido curioso y cuando menos original.

Les ofrecemos por tanto detalles primero de la exposición que hasta septiembre celebrará este artista en el centro de arte contemporáneo de Málaga y además, les damos noticia de su proyecto La Casa de los Cuentos de Hadas, que desde el 2007 y con sede en Londres lleva a cabo junto a la escritora Deborah Curtis.

 

 

 

Gavin Turk en España y la Casa de los Cuentos de Hadas.


El Centro de Arte Contemporáneo de Málaga presenta En Face, la primera exposición individual de Gavin Turk en España. Un conjunto de 72 bustos realizados en arcilla y que son el resultado de una performance interactiva en la que un grupo de personas manipularon el material aún húmedo hasta transformarlo en un surrealista “cadáver exquisito”. Una instalación que pone de manifiesto el interés de este británico por cuestionar el papel del artista contemporáneo, del arte en general y de sus espectadores.

 

 

 

 

 

 

 

 

Gavin Turk (Guildford, Reino Unido, 1967) estudió en el Royal College of Art en Londres, donde le fue denegada su titulación por la controvertida instalación en una habitación vacía de una placa con la inscripción “Borough of Kensington/GAVIN TURK/Sculptor/Worked Here 1989-1991”. Su inclusión en el movimiento de jóvenes creadores, Young British Artists, y su consiguiente participación en la influyente exposición Sensation de Charles Saatchi en la que apareció vestido como un vagabundo, le brindaron la oportuniad de alzarse como una de las figuras más prometedoras de aquel momento. En la actualidad, Gavin Turk sigue fiel a muchos de los principios defendidos en aquellos años y encuentra en la escultura, fundamentalmente, aunque también en los dibujos, grabados, instalaciones y fotografía, los medios creativos más adecuados para transmitir su concepción del mundo del arte y los artistas.

 

 

 

 

El trabajo de Gavin Turk cuestiona cómo los conceptos de fama, autoría u originalidad siguen afectando al entendimiento del arte y al trabajo de los artistas. A través de una cierta ironía lúdica, manifiesta cómo un artista puede transformar el valor de una pieza hasta conferirle el estatus de obra de arte. Son bien conocidas sus esculturas en las que recrea personajes famosos como por ejemplo Pop de 1993, en la que representa en cera al cantante Sid Vicious con la cara del propio artista y la pose en la que aparece Elvis Presley en la obra de Andy Warhol; o aquéllas en las que recurre a objetos cotidianos, como Pile, 2004, escultura en bronce policromado que recrea una montaña de bolsas de basura. Con ello pone en tela de juicio qué puede llegar a considerarse arte y qué no, una vez ocupa cualquiera de los espacios institucionalmente destinados al arte.

 

En Face es el título de la exposición de Gavin Turk en el CAC Málaga, donde se muestran en primicia los 72 bustos que componen la instalación y que son el resultado de una performance interactiva llevada a cabo el pasado mes de abril en el estudio londinense del artista. En dicha performance, conocida como The Bust Party, se invitó a un grupo de personas a que manipularan la arcilla aún húmeda de los bustos que representaban al artista, de forma que el propio público se convirtió en parte del desarrollo creativo al tener la oportunidad de añadir su huella a una obra todavía en proceso. Con ello, Turk plantea al arte como algo sin autor, fruto de la colaboración de un colectivo cuya intervención no sólo se limitó a la mera tarea interpretativa de contemplar la obra, sino que pudieron tocarla y ponerse en la piel del artista.

 

A partir de ahí nace En Face, título que tiene su origen en la palabra francesa enface, y con la que el artista ha querido realizar un juego de palabras a través del cual describir la situación en la que el espectador se enfrenta al objeto artístico y es capaz de extraer y volver a imprimir su huella personal directamente sobre la obra. Otro aspecto destacable son los títulos que Gavin Turk ha querido darle a cada uno de los bustos y que son anagramas de su propio nombre que de nuevo subrayan el interés del artista por cuestionar el valor de la autoría y de la identidad: Raving Kut, 2010, Gavring Tuk, 2010 o Gun Irk Vat, 2010. En todos ellos aparecen las letras que componen su nombre pero reordenadas de forma que apenas guardan relación con el original.

 

 

Además, en el espacio 5 del Centro de Arte Contemporáneo de Málaga se proyectará un video documental que narra todo el proceso creativo de En Face, desde su punto de partida en The Bust Party hasta el resultado final que se podrá visitar en el CAC Málaga.

 

Para Fernando Francés, director del CAC Málaga y comisario de la exposición, “esta primera exposición individual en España de Gavin Turk, En Face, trata precisamente uno de los temas que dejaron de ser tabúes a partir del pop pero que alcanzó con su trabajo un nivel de compromiso vital y conceptual mucho más consistente y menos estético: el papel del artista contemporáneo, el propio arte y, sobre todo, sus espectadores. “

Pero Gavin Turk además es el creador del Proyecto La Casa de los Cuentos de Hadas.

 

 

La Casa de los Cuentos de Hadas es un  proyecto que se basa en un amplio equipo de artistas, actores, escritores, educadores, diseñadores, músicos, cineastas, filósofos y soñadores para crear mundos mágicos, paralelos donde el aprendizaje es jugar y jugar es el aprendizaje dirigido. Fue Fundada por los artistas Deborah Curtis y Gavin Turk en el año 2007.

Según nos dice su web, La Casa de Cuentos de Hadas, usa el instrumento narrativo extenso de los cuentos de hadas para proporcionar experiencias creativas, innovadoras y transformadoras de aprendizaje para los jóvenes de todas las edades y sus familias.

Para ellos, “los cuentos de hadas son metáforas y barómetros morales, historias que se han transmitido a través de la tradición oral a través del tiempo y entre culturas.
Los cuentos populares, fábulas, mitos y leyendas son todos primos del cuento de hadas. Los cuentos de hadas contienen los extremos de las emociones, de esperanzas y temores, así como los prejuicios, la discriminación y la indignación moral. Evocan los elementos básicos del comercio, la acción, las estructuras sociales y las jerarquías, los sistemas de valores, las creencias, la espiritualidad, la magia, el romance, así como el miedo, el peligro, el heroísmo y la violencia”.

 

Se trata de un arte colectivo  sin fines de lucro que se basa en un amplio equipo de artistas, actores, escritores, educadores,diseñadores, científicos, músicos, cineastas, filósofos y soñadores, que ven en los proyectos que crean para La Casa de los Cuentos de hadas como una extensión de su práctica artística. Con sede en Londres, es un referente nacional e internacional , que utiliza el ámbito narrativo extenso de los cuentos de hadas para proporcionar experiencias creativas, innovadoras y transformadoras de aprendizaje para los jóvenes de todas las edades y sus familias.

 

Esta es la web de La Casa de los Cuentos de Hadas, está en inglés, pero nos parece un buen referente para proyectos donde importa la imaginación.