El Museo Sefardí de Toledo se adapta a los Discapacitados.

La Ministra de Cultura presenta en el Museo Sefardí el proyecto de adaptación a personas con discapacidad visual y auditiva, a través de un recorrido táctil y nuevos recursos y dispositivos de comunicación.

 

El Museo Sefardí, gracias a la culminación de este proyecto promovido por el Ministerio de Cultura e impulsado por la Fundación Orange, con la colaboración de la ONCE, se convierte en pionero entre los museos de titularidad estatal, gestionados directamente por la Dirección General de Bellas Artes y Bienes Culturales, con una adaptación expositiva pensada para que los colectivos de personas ciegas o con resto visual puedan realizar la visita de forma totalmente autónoma conjuntamente con el resto del público.

 

Señalar que si bien es un proyecto pensado para cubrir todas las necesidades de las personas invidentes, podrá ser usado por todo el público en general, convirtiéndose en un proyecto inclusivo.

 

 

 

El proyecto de accesibilidad del Museo Sefardí contempla, además, a personas con discapacidad auditiva, que usan audífonos o implantes cocleares. Con el impulso de la Fundación Orange, se pone a disposición del público demandante nuevos dispositivos de comunicación, como son los bucles magnéticos fijos en la taquilla del museo y audioguías con conexión a lazos personales de inducción magnética. Estos dispositivos transforman el sonido en ondas magnéticas, que el audífono y el implante coclear captan y facilitan la comprensión auditiva a las personas que los portan.

 

 

 

Para todas aquellas personas que, aunque no tengan reconocida una discapacidad, tengan mermada su capacidad auditiva, como es el caso de las personas mayores, el Museo ha puesto a su disposición amplificadores de sonido que podrán conectar a las audioguías y a los equipos de visitas guiadas, permitiéndoles acceder con una mejor calidad del sonido a la información.

Para ver más.